Los Copepodos

Características deseables de un copépodo para un acuario de arrecife

Descripción general de la diversidad de los Copépodos

Los copépodos brindan un beneficio casi universal al acuario de arrecife. Se dan un festín con los detritos, los alimentos no consumidos y las plagas de algas, y luego convierten esa biomasa en más copépodos. El exceso de copépodos hace que sean un alimento fácil y nutritivo para peces, corales e invertidos por igual. 

Copepodos Tigriopus Californicus

Sin embargo, copépodo se refiere a una enorme subclase de crustáceos. Hay 10 órdenes principales de copépodos, cada uno con una forma general diferente y cada uno comprende miles de especies diferentes. Los copépodos se encuentran en la mayoría de los ecosistemas acuáticos y pueden funcionar como herbívoros, depredadores o parásitos. La comprensión de la vasta realidad de la diversidad de copépodos plantea la pregunta:

¿Qué copépodos son mejores para mi arrecife y cuales deberían ser sus características ?

Aptos para ocupar la ecología del tanque

En la naturaleza, los copépodos ocupan una cantidad infinita de roles ecológicos. En su mayor parte, los copépodos funcionan mejor en el acuario de arrecife como detritívoros y herbívoros generalistas. Debido a esto, muchas especies calanoides pelágicas utilizadas en la acuicultura comercial (Parvocalnus crassioristris, Pseudodiaptomus pelagicus) no son adecuadas para sembrar en un tanque de arrecife porque requieren mucha agua abierta y es probable que se consuman por completo a las pocas horas de su introducción. También se reproducen con relativa lentitud y requieren alimentación de microalgas vivas en todo momento. 

Estas especies tienen su utilidad específica, sin embargo, el acuario de arrecife promedio está MUCHO mejor atendido por la introducción de especies de copépodos harpacticoides (Tisbe, Tigriopus) o ciclopoides (Apocyclops). 

Estos variedades pueden adherirse a las superficies y arrastrarse dentro de grietas diminutas. Son resistentes a niveles altos de amoníaco y bajos de oxígeno y, por lo tanto, colonizan voluntariamente las profundidades de filtro más sucias. 

¡Ellos limpian estos centros de aguas residuales y convierten esos desechos en dulces y deliciosas golosinas para su arrecife!

Pastoreo generalista

Es esencial que sean capaces de alimentarse en formas distintas como ser plagas/detritos para que puedan actuar como equipo de micro-limpieza. Varias especies de copépodos tienen piezas bucales y movimientos especializados que les permiten sacar provecho de diferentes alimentos. 

Los que se alimentan de una gran variedad son los mejores porque no solo pueden darse un festín con las matrices cambiantes de detritos, algas, bacterias, ciliados, etc., sino que no dependen de un alimento en particular y, por lo tanto, sus poblaciones pueden permanecer altas y estables incluso si el tanque se ve impecable!

Tolerancia a la sal

Las especies de copépodos destinadas a ser sembradas en un acuario de arrecife deben poder sobrevivir y reproducirse en salinidades de arrecife (1.015-1.030 ). Debido a esto, muchas especies comerciales de copépodos son eurihalinas, lo que significa que son aptas para sobrevivir en un amplio rango de salinidad. 

Sin embargo, algunas especies de copépodos se reproducen más a salinidades más altas que a salinidades más bajas y viceversa. 

La calidad nutricional de varias especies de copépodos también puede variar con la salinidad, ¡una consideración vital para proporcionar alimento vivo de la mejor calidad al tanque!

Reproductor prolífico

Las especies de copépodos que producen rápidamente nauplios (descendencia) son las mejores por varias razones aparentes. Colonizan el tanque más rápido y requieren menos siembra. Una colonización más rápida significa una reducción más rápida de los detritos y plagas disponibles. 

También significa un mayor excedente de nauplios, copépodos (juveniles) y copépodos adultos que pueden ser consumidos por los habitantes del tanque sin interrumpir la mayor población de copépodos.

Cuerpo relativamente blando y rico en grasas doradas

Algunas especies de copépodos han desarrollado púas y otras estructuras sobresalientes para disuadir a los depredadores. Estas espinas y bordes afilados pueden irritar o dañar la boca de los corales y los peces. Por lo tanto, es importante elegir una especie que tenga una forma comestible en todas las etapas de su ciclo de vida. 

La mayoría de las especies de copépodos comerciales tienen un cuerpo relativamente blando, lo que las convierte en bocadillos jugosos. (Piense en comer una langosta frente a un erizo sin manos). Es igualmente importante que los copépodos puedan retener y acumular grasas doradas (PUFA1) adquiridas a través de su dieta. 

Recomendamos enriquecer los copépodos y otros alimentos vivos con microalgas Isochrysis Galvana. En comparación con Artemia, que pierde casi todos los PUFA de la dieta dentro de las 12 horas posteriores al consumo, muchas especies de copépodos pueden retener los PUFA durante días. Sin embargo, esto depende de la especie, la salinidad y otros factores ambientales.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.